Vídeos DE ENCINASOLA

Queridos Paisanos: hace algún tiempo el señor Manuel Fernández López y MªTinidad Domínguez López me hicieron el ofrecimiento de una series de cintas de VHS, en las cuales se refleja la viva historia de nuestro querido pueblo, como son sus fiestas y tradiciones y otros acontecimientos, en ese momento yo estaba con un tratamiento de quimioterapia y le dije que no era el momento para digitalizarla, terminado el tratamiento me puse manos a la obra y le pedí al Sr. Fernández que me enviara las cintas que había realizado durante el periodo de tiempo que tuvieron un videoclub, esas cintas están en mi poder y ya las estoy recuperando para que vosotros podáis visionarlas, la estoy fraccionando en videos de 13 a 15 minutos,para que se hagan más amenas, deseo que vayáis expresando vuestro agradecimiento al Sr. Manuel Fernández y Mª Trinidad Domínguez por su gentileza a que estas cintas vean la luz.
Os comunico que estos vídeos irán apareciendo en Morochos en la Red, espero que sea del agrado de todos.
Fontenla.

CALLE ABEL MORENO

MAROCHOS EN LA RED: esta dedicado solo y exclusivamente a todo lo que rezume sabor marocho, fotografías, escritos, poesías, vídeos, sin vuestras colaboraciones este Blog no seria posible, gracias a todos, espero vuestros envíos,pinchando con el ratón abajo en ENVIAR CORREO
LA PAGINA ESTA DISEÑADA PARA VERLA EN EL MOVIL
Cuando entreis en Marochos en la Red en el Movil,bajar hasta abajo del todo y pinchar donde dice"VER VERSIÓN WEB" y vereis Marochos, tal cual como en el ordenador.

miércoles, febrero 08, 2006

Rebuscar Aceitunas

En aquellos tiempos de tanta escasez rebuscar aceitunas era un gran alivio para nuestras maltrechas economías. A veces lo hacia solo uno mismo, otra acompañado de algún vecino o amigo. Todo consistía en prepararte una buena cesta de cañas o de mimbres y una talega con tu almuerzo, eso si un poquito escasa pero que a ciertas horas de la mañana o al medio día era un exquisito manjar, que le daba tres patadas a la comida basura de hoy en día que te dan en las hamburgueserías.

¡Que simple era el menú! un par de sardinas fritas compradas en el puesto de Marco ó de Manolico que frías estaban exquisitas, otras veces peces fritos de la ribera, que le comprábamos al "TÍO RIFLE," otra una tortilla de papas con su poquito de cebolla que debajo de un olivo te sabia a gloria Y cuando podías, por que eso era un lujo, un poquito de morcón, otras veces un buen tocino de beta y si era morcilla lustre.

¡Inenarrable! esos son momentos que tengo grabado en el disco duro de mi celebro. Volvamos al rebusco, pues con estos pobres pero exquisitos manjares he perdido la noción de lo que aquí me ocupa. Todo consistía en entrar en un olivar, que ya hubiera sido apañado, y si tenias suerte que no hubiera entrado nadie antes que tú te podía ir bien. Entonces cogías unos cuantos quilitos que después llevaba al molino junto con las que ya guardabas en tu casa. Después tenías dos posibilidades o cambiarlas por aceite o bien por dinero. El pacto con mi madre consistía en que las primeras se cambiaban por aceite para hacer los prestiños las perrunillas, los gañotes ó los roscos. El resto se cambiaba por dinero, que también era para mi madre pero ella me daba para la nochebuena. Con esas pesetas junto con la de mis amigos nos permitía comprar vino en el "TABLÓN" y alguna botella de aguardiente de Zalamea o anís dulce de la Asturiana, cuya botella con un palo la utilizábamos de carrañaca. Después una buena pellica de una liebre y hacer una buena zambomba.

Finalmente nuestra hombrada consistía en poder aguantar toda la noche y que no tuvieran que llevarte a la cama. Ya estaba todo preparado para cantar las canciones de navidad, las viejas y las que inventábamos nosotros referente a personas o piques con otras calles, después íbamos a visitar casas y zambombeos donde siempre alguna copita o dulce nos ofrecían. Como veréis para todo esto daba el rebuscar ¡que tiempos tan maravillosos e inocentes pero que limpios de consumismo y drogas!.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Para hacer un comentario hay que tener una cuenta de Google, aparecerán una vez hayan sido supervisados por el administrador.